2 días por

Viena

VIENA. DÍA 1

Itinerario Viena. Día 1

Viena es una ciudad señorial en la que podéis visitar grandes e imponentes palacios. Para mí es una ciudad en la que apenas pasé días y medio por lo que seguro que faltaron cosas por ver. Además el tiempo no acompañó nada. ¿Quizás haya que volver?

 
De Budapest a Viena

Primer infortunio del viaje ya que en los días en los que realicé el viaje aún estaba viva la polémica por los inmigrantes que querían llegar a Europa. Eso hizo que Austria cortara las conexiones directas de tren hasta Viena. La solución pasó por ir hasta Bratislava y allí realizar un trasbordo. El mayor inconveniente fue la pérdida de tiempo ya que un viaje de dos horas se convirtió en uno de cinco.

 
Metro de París

El metro de Viena está compuesto por cinco líneas, todas ellas con tramos subterráneos y también algunos que van sobre la superficie. La frecuencia de pasoo es bastante buena.

Precio:

  • Billete sencillo: 2,40€
  • Abono 24h: 8€
  • Abono 48h: 14,10€

Horario: 5h a 00:30h 

 
Alojamiento

Wombats City Hostel Vienna – At Naschmarkt

Después de comer cerca del hostel puse rumbo al primero de los destinos. El Palacio de Belvedere y sus jardines. La recomendación es que no paguéis para visitar el interior porque no os va a aportar mucho y os dejará menos tiempo para otras cosas. Simplemente disfrutad de un agradable paseo por los jardines.

 
Información útil

Precio: gratis

Horario: 10h a 18h

Te contamos su historia y te enseñamos la galería de fotos en nuestro post. Clicka en la imagen para acceder a él.

Palacio de Belvedere

Si has visto las fotos del Belvedere sabrás que el cielo estaba amenazante de tormenta. Lo que no imaginaba es que cayese agua de esa forma. Así que la única opción que tuve es la de guardar la cámara.

 
Información útil

Precio: 8€

Horario: 10h a 18h

Historia

Como de esta parada no tengo fotos te contaré por encima lo más importante de esta iglesia, una de las más importantes de Viena.

El Emperador Carlos VI, en plena epidemia de peste, prometió al pueblo que cuando la ciudad fuera liberada de la enfermedad, construiría un templo dedicado a San Carlos Borromeo, patrono de la lucha contra la peste. Su construcción duró 25 años.

Probablemente lo que más llama la atención al ver la iglesia son las dos columnas del exterior, inspiradas en la Columna de Trajano de Roma, con una decoración en espiral que representa escenas de la vida de San Carlos Borromeo.

Una vez en el interior de la iglesia, al dirigir la mirada hacia el techo se pueden observar los preciosos frescos pintados en la cúpula que representan la apoteosis de San Carlos Borromeo.

Me hubiese gustado que la lluvia me hubiera dado una tregua en mi siguiente destino. No fue así. La cámara siguió guardada mientras  yo disfrutaba de un paseo por el Prater Park bajo el paraguas.

 
Información útil

Precio: 10h a 1h

Horario: siempre abierto

Historia

El Prater es un popular espacio de recreo en el que se sitúa el parque de atracciones más antiguo del mundo.

Durante siglos fue utilizado como coto imperial de caza hasta que, en 1766, fue abierto al público. En 1895 se inauguró allí un parque de atracciones del que se conservan en perfecto estado muchas de las atracciones.

Entre ellas la noria inaugurada en 1897 y que es un símbolo de la ciudad con sus 60 metros de altura. Que, además ha sido testigo de la 1ª y 2ª Guerra Mundial. Durante la última, perdió 15 de sus 30 cabinas.

Las cabinas que no pudieron ser colgadas, están colocadas en la parte de debajo de la noria a modo de exposición, a través de la cual se puede viajar por diferentes épocas del pasado de la capital: el Imperio Romano, la Edad Media, las guerras contra los turcos, la Exposición Mundial de Viena o las catástrofes ocurridas durante las guerras mundiales.

Si tenéis suerte y pilláis días de buen tiempo, una visita al Prater es más que recomendable. Además de ser un lugar con mucha historia y encanto, la entrada es gratuita y podréis disfrutar paseando por sus avenidas llenas de atracciones antiguas y puestos de comida rápida.

VIENA. DÍA 2

¿Preparado para madrugar? Hoy es un día importante porque vas a conocer una de las catedrales más importantes de la Historia. Seguro que ya sabes de qué hablo. Notre Dame. Lamentablemente puede que aún esté en restauración después del gran incendio que la ha dejado al borde de la desaparición. Pero merece la pena estar allí. Yo lo hice y, por suerte, conservo fotografías anteriores al desastre.

Y no va a ser lo único que hoy veas de París. Tendrás tiempo para darte un paseo por los Jardines Des Touleries y para visitar el exterior del Museo del Louvre. Coge energías que empezamos.

Comencé la mañana por la Ringstrasse. Se trata de una de las avenidas más importantes de la ciudad. En ella se concentran monumentos como el Parlamento, el Teatro, la Ópera, la Plaza de María Teresa y varios museos. Mi recomendación es que os deis un paseo por los exteriores de los edificios si no tenéis mucho tiempo. En caso de tenerlo investigad porque se pueden ver obras de Teatro u Ópera  por 3-4€ o si os mola la historia los museos son otra buena opción.

 
Información útil

Precio: gratis

Horario: siempre abierto

Te contamos su historia y te enseñamos la galería de fotos en nuestro post. Clicka en la imagen para acceder a él.

Ringstrasse de Viena

Uno de los más importantes palacios de toda Viena, sino el que más. Su historia ligada a la de la figura de la emperatiz Sisí hace que sea un punto imprescindible de tu visita a Viena. Quizás no seas un fanático de los objetos antiguos que se exponen en su interior, pero no te lo puedes perder.

 
Información útil

Precio: 15€

Horario: 9h a 17:30h

Te contamos su historia y te enseñamos la galería de fotos en nuestro post. Clicka en la imagen para acceder a él.

Palacio de Hofburg

Aunque no es una visita muy común lo cierto es que me llamaba la atención comer en este edificio neorrenacentista en el que se dieron cita varios intelectuales de la época. Entre ellos el revolucionario ruso judío Sigmond Freud, Leon Trostky o Altenberg, del que se decía que vivía allí y del que podrás encontrar una figura que le representa, realizada en papel maché, está sentada frente a la puerta. 

Te contamos su historia y te enseñamos la galería de fotos en nuestro post. Clicka en la imagen para acceder a él.

Café central

Para mí, de lo más bonito que pude ver en Viena. Su fantástica Sala Imperial contiene alrededor de 8 millones de libros y objetos expuestos. Entre ellos unos globos terráqueos que tendrás que ver por ti mismo.

 
Información útil

Precio museos: 7€

Horario: 10h a 18h

Jueves hasta las 21h y lunes de mayo a octubre cerrada.

Te contamos su historia y te enseñamos la galería de fotos en nuestro post. Clicka en la imagen para acceder a él.

Biblioteca Nacional de Viena

En pleno corazón Viena. Puedes visitar la primera parte de la iglesia que es gratuita o si lo prefieres hacer una mucho más completa que acabe por llevarte a las alturas para contemplar la ciudad. 

 
Información útil

Precio: 17€

  • Acceso zona central con audioguía: 5,50€.
  • Catacumbas: 5,50€.
  • Torre Sur: 4,50€.
  • Campana Pummerin (Torre Norte): 5,50€.
  • Todo incluido con audioguía: 14,50€.

Horario: 6h a 22h

Te contamos su historia y te enseñamos la galería de fotos en nuestro post. Clicka en la imagen para acceder a él.

Catedral de Viena

Para acabar el día estoy seguro que te apetece relajarte un poco. Yo lo hice visitando el Stadpark, uno de los más antiguos de Viena. Además en su interior podrás fotografiar un escultura de un famoso músico mientras te relajas comiendo algo sobre el césped. 

 
Información útil

Precio museos: gratis

Horario: siempre abierto

Te contamos su historia y te enseñamos la galería de fotos en nuestro post. Clicka en la imagen para acceder a él.

Stadpark

LIVE your LIFE

Un destino por descubrir

Conoce nuestra guía para visitar Viena en 2 días